La educación financiera: clave para combatir el fraude electrónico - Shareppy Internacional
Shareppy Internacional, Fintech de soluciones tecnológicas para sector financiero y solidario.
Shareppy, fintech, fábrica de software, sector financiero, soluciones tecnológicas, colombia
355
post-template-default,single,single-post,postid-355,single-format-standard,bridge-core-2.2.3,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-21.0,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive
educación financiera

La educación financiera: clave para combatir el fraude electrónico

La transformación digital de la banca avanza a pasos agigantados y la masificación de los nuevos canales transaccionales, diferentes a la oficina, es una constante. El sistema financiero, además de invertir en tecnología contra el fraude electrónico, trabaja desde la educación financiera formando a sus usuarios en buenas prácticas de prevención.

Según la Superintendencia Financiera, en Colombia, durante 2018 por primera vez el número de operaciones hechas a través de internet superó a las transacciones hechas en oficina. Esta revolución que se vive en el país en esta materia se refleja, además del uso de internet, en el uso de otros canales como la banca móvil, los sistemas de audio respuesta y los pagos automáticos.

Esta masificación de los canales electrónicos también impone desafíos importantes en materia de seguridad, ya que los delincuentes también usan la tecnología para sofisticar las amenazas de hurto a los bancos y a los usuarios.

Para esto, la banca invierte cuantiosos recursos y dispone de mecanismos de seguridad robustos que pone a disposición de los clientes para mitigar los riesgos del fraude electrónico.

Pero más allá de las inversiones que se hacen con el fin de blindar el sistema financiero y ofrecer seguridad a sus usuarios, es necesario formar a los ciudadanos en seguridad transaccional para que sean ellos mismos los mejores vigilantes de sus recursos financieros y hagan uso responsable de los diferentes canales transaccionales.

Fuente: BBVA Colombia